Galletas de limón con crema de horchata

Buenos días!!!

Ya estamos otra vez a lunes, y como no, no puede faltar nuestra receta de la semana. La receta de hoy está rica, rica, rica. Son unas galletas de limón, bueno realmente son las típicas galletas de mantequilla, pero con sabor a limón, y las hemos rellenado con una crema de horchata, las hemos espolvoreado un poco de canela, y el conjunto es increíble. Con el buen tiempo que hemos tenido este fin de semana apetecía una receta con sabores fresquitos, así que aquí os la traemos..

La receta de estas galletas la tenéis en este enlace, lo único que tenemos que añadirle la crema porque esa solo es la receta para las galletas, sin el relleno.
Para hacer las galletas yo he utilizado un cortador redondo con bordes festoneados. Madre mía, que pinta tiene la masa con la ralladura de limón…

Una vez tengáis las galletas listas, nos ponemos manos a la obra con la crema de horchata. Para hacerla necesitaréis los siguientes ingredientes:

Un vaso de horchata
2 huevos (solo las yemas)
2 cucharaditas de maicena
30 gr de azúcar moreno
ralladura de medio limón

Vamos con la elaboración. En un cazo ponemos la horchata con la piel de limón a hervir a fuego medio. Cuando cortéis la piel del limón intentad no coger la parte blanca, que es la que amarga.

En un bol aparte, batimos las yemas y añadimos el azúcar. Yo he preferido usar azúcar moreno para que le dé un sabor mas tostadito, y también para que el color de la crema adquiriera un tono más oscuro que hiciera contraste con las galletas, pero si no tenéis, pues azúcar blanco, sin problema.

Añadimos la maicena hasta que quede una masa uniforme.

Cuando haya empezado a hervir acordaros de retirar la piel del limón, que ya habrá dado su toque de sabor a la horchata y añadimos la mezcla anterior. Removemos constantemente hasta que espese.

Dejamos enfriar la crema para que vaya cogiendo mayor consistencia.

Mientras, vamos amontonando las galletas de dos en dos, para proceder a rellenarlas.

Para el relleno usamos una manga pastelera con una boquilla redonda, rellenamos haciendo un montoncito de crema en el centro sin llegar a los bordes, para después poner la otra galleta encima y al juntar no se desborde.

Ya para terminar espolvoreamos un toque de canela que le dé un toque especial a estas galletas, y las tenemos listas para servir.

Hasta la próxima entrada y gracias por seguirnos.

Have a sweet day!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>